Muchas veces nos asaltan las dudas sobre cómo saber si el estado en el que nos encontramos es un resfriado o una gripe para ello, aquí os dejamos unas claves para poder diferenciarlo con facilidad y poder tratarlo de una manera adecuada.

Pero, ¿Como la evitamos?

Lo primero que tenemos que tener claro es el significado de probiótico.
Un probiótico es un complejo compuesto por organismo vivos los cuales permanecen activos en el intestino y desempeñan diferentes efectos beneficiosos para nuestro organismo . Estimulan el sistema inmune, poniéndolo en alerta y preparándolo para reaccionar frente a cualquier agente externo, por ello refuerzan nuestras defensas .Se instalan en el intestino formando parte de nuestra flora y por ello mejorando nuestra salud.
Son útiles en periodos de convalecencia, en persona que tienen muchas recaídas de resfriados durante el invierno ya que eso denota que su sistema inmune está debilitado.

Los probioticos también son utilizados con el tratamiento de antibióticos, para evitar efectos adversos no deseados de estos, como pueden ser diarreas y malestar del aparato digestivo.

Los podemos encontrar en diferentes presentaciones, apto desde los mas peques hasta los adultos.
Por ello con la toma de probioticos tenemos nuestro cuerpo preparado para defendernos frente a la gripe y resfriados, cabe destacar que si cogiéramos la gripe o algún resfriado gracias a la toma de estos, la intensidad y la duración seria menor.
Así, podemos decir, que la mejor manera de luchar contra gripes y resfriados es tomando un probiótico que refuerce nuestras defensas.

Deja un comentario